Publicaciones

¿QUIERES IMPLANTAR UN NEGOCIO CON ÉXITO EN PANAMÁ? CON ESTOS CONSEJOS LO CONSEGUIRÁS.

negocio de exito

Panamá ubicada en América Central está reconocida como el Hubs de las Américas no solo por su alta conexión logística por tierra, mar y aire, sino porque mantiene una política de oportunidades reales para todos aquellos potenciales inversores y emprendedores. Todos aquellos que buscan ampliar sus operaciones comerciales deben considerar Panamá como una pieza clave para su expansión latinoamericana.

No obstante, antes de aventurarse a abrir un negocio o invertir es sumamente importante contar no solo con un profundo conocimiento del entorno empresarial local sino también contar con el apoyo de asesores locales, quienes puedan guiarlo en el proceso de establecimiento en este mercado, garantizando así el éxito comercial esperado.

Aquí les dejamos cinco (5) consejos para poder implantar con éxito tu negocio en Panamá:

Busque siempre una evaluación de un profesional local.

Lo más importante al momento de establecerse en un nuevo país es evitar poner en peligro el proyecto que nos ha llevado hasta allí. Por tanto, un punto fundamental es conocer el mercado local. Si bien es cierto que tenemos conocimientos del mercado, en la mayoría de las ocasiones elaborados por profesionales dentro de nuestras mismas corporaciones, siempre resulta beneficioso buscar un asesoramiento de un profesional local. El profesional local le facilitará siempre información privilegiada y ventajosa, ya que al conocer a profundidad el medio en el cual se mueve, podrá prevenir circunstancias fortuitas que de una forma u otra pueden afectar de forma significativa su proyecto.

Evalúe la rentabilidad de su proyecto o negocio

Cuando hablamos de rentabilidad hablamos de mercado. Antes de hacer cualquier inversión, es 100% aconsejable realizar un estudio del mercado tal y como lo mencionamos en el párrafo anterior. Este estudio puede incluir, entre otras cosas, lo siguiente: validación del mercado, análisis de la competencia, viabilidad del producto, canales de distribución, fijación de precios, entre otros. Los resultados de este estudio le proporcionarán las bases para dirigir su proyecto hacia el éxito comercial.

Cree una entidad legal

Esta es una discusión que realmente no debería producirse. Muchas veces los inversores y emprendedores subestiman los riesgos futuros de poseer activos y propiedades como persona física (es decir, como individuo o persona natural). Un paso importante es poder separar los bienes personales del emprendedor de sus acciones externas como profesional. Así ante cualquier controversia legal sus bienes personales estarán salvaguardados. Esta es una razón, de peso, para establecer una entidad jurídica. Una entidad jurídica puede utilizarse para salvaguardar el desarrollo de los bienes e inversiones personales.

En Panamá los principales tipos de entidades legales corporativas son las Sociedades Anónimas (S.A.), las Sociedades de Responsabilidad Limitada (S.R.L.) y las Fundaciones de Interés Privado sin fines de lucro. Estas entidades son utilizadas para separar legalmente las responsabilidades de las Personas Naturales y las Personas Jurídicas (corporaciones). Aun así, los accionistas y ejecutivos de cada una de ellas, según su estructura, están sujetos a algunas responsabilidades, sobre la gestión financiera y administrativa de la entidad jurídica.

Garantice una estabilidad migratoria

Si constituye una entidad legal en Panamá lo más probable es que Usted necesite viajar constantemente a este país principalmente por razones comerciales, por esta razón muchos comerciantes o emprendedores extranjeros, terminan finalmente evaluando la posibilidad de solicitar la residencia en Panamá. Residir en Panamá pueden convertirse en un factor a considerar una vez constituida una empresa, con el objetivo fundamental de supervisar el crecimiento y desarrollo de esta en la región.

El hecho de obtener la residencia en Panamá, le permite convertirse en residente fiscal panameño. El poseer la residencia fiscal en Panamá le otorgará la facilidad de pagar impuestos en territorio panameño, hecho que generara directamente un beneficio fiscal debido a que las tasas impositivas o fiscales en Panamá son bajas en comparación con el resto de los países de la región.

Invierta en bienes raíces.

Panamá se ha convertido en los últimos años en un destino de lujo para poder vivir y retirarse. Incluso ciertas áreas ya no solo en la Ciudad de Panamá sino en otras provincias se han convertido en auténticos hubs de comunidades de ciudadanos extranjeros que han decidido establecerse en Panamá y disfrutar no solo de sus ventajas como centro de negocios, sino como centro de ocio y disfrute en un ambiente de una naturaleza exorbitante. Invertir en una ciudad cosmopolita y segura como Panamá siempre es una buena inversión.

Si necesita un socio local no dude en contactarnos a info@legalsolutionspanama.com

Publicaciones

5 PREGUNTAS CLAVES RESPECTO DE LAS FUNDACIONES DE INTERÉS PRIVADO

FUndación de Interes privado Panamá

En tiempos de incertidumbre las personas buscan la forma de proteger de alguna forma su patrimonio, pues indirectamente se está protegiendo el futuro de sus seres queridos. En este sentido, durante los últimos meses más y más personas se están interesando en la creación de esta figura jurídica y con razón.

A continuación, les mencionamos las 10 preguntas claves cuya respuesta te será muy útil al momento de considerar la figura de la Fundación de Interés Privado:

¿Quiénes serían los dueños de una Fundación de Interés Privado?

Esta pregunta es muy común ya que suele comprenderse que los dueños de una Fundación son como los Accionistas de una Sociedad. En este aspecto, debemos dejar claramente establecida la diferencia y es que en una Fundación no existen dueños, las fundaciones tienen beneficiarios. Estos actúan como sujetos pasivos. Y las funciones, responsabilidades y obligaciones que este posee se establecen en el reglamento fundacional, el cual es un documento privado. Por tanto, es preciso conocer que una Fundación no emite acciones, ni títulos de propiedad, ni los conocidos documentos representativos que si existen en las sociedades en general. En conclusión, las FIPs no es una personificación legal de una persona o grupo de personas, como lo es la sociedad. Es sobre todo una organización dada a un patrimonio. Un aspecto muy particular de la FIP es que el Fundador no tiene ningún derecho sobre los activos del fondo autónomo de la FIP. Eso es importante y se diferencia de la Sociedad ya que en esta última los accionistas o participantes poseen sobre el capital de una sociedad los derechos de propiedad.

 

¿Cómo valorar si necesito realmente una Fundación?

Esta es una de las grandes dudas que tiene toda persona interesada en esta figura. De forma rápida y concisa podemos afirmar que esta figura encaja muy bien para aquellas personas que desean organizar y planificar, con vistas al futuro, su patrimonio. Debido a que, a través de la Fundación, se pueden establecer un conjunto de reglas que sus beneficiarios deseen aplicar.

 

¿Cuánto tiempo tarda en constituirse una Fundación?

El tiempo de constitución es corto. Es más, se asemeja al de creación de sociedades. La Fundación debe quedar constituida en un término no mayor de 5 días.

 

¿Qué impuestos pagan las Fundaciones de Interés Privado?

Esta es una de las preguntas más comunes y de las respuestas más atractivas para los interesados en esta figura jurídica. La Ley que crea las Fundaciones de Interés Privado en Panamá (Ley 25 de 1995) en su artículo 27, señala que quedarán exentos de todo impuesto, contribución, tasa, gravamen o tributo de cualquier clase o denominación, los actos de constitución, modificación o extinción de la fundación y la renta proveniente de dichos bienes o cualquier otro acto sobre ellos, siempre que tales bienes constituyan:

  1. Bienes situados en el extranjero.
  2. Dinero depositado por personas naturales o jurídicas cuya renta no sea de fuente panameña o no sea gravable en Panamá por cualquier causa.
  3. Acciones o valores de cualquier clase, emitidos por sociedades cuya renta no sea de fuente panameña, o cuando su renta no sea gravable por cualquier causa, aun cuando tales acciones o valores estén depositados en la República de Panamá.
  4. También estarán exentos de todo impuesto, los actos de transferencia de bienes inmuebles, títulos, certificados de depósito, valores, dinero u acciones efectuadas por razón del cumplimiento de los fines u objetivos o por la extinción de la fundación, a favor de los parientes dentro del primer grado de consanguinidad y del cónyuge del fundador.

El impuesto que, de forma obligatoria, deben pagar las Fundaciones se encuentran la tasa única anual al gobierno panameño, para mantenerse activas en el Registro Público panameño.

¿Qué es el Consejo Fundacional en una Fundación de Interés Privado?

Por lo general, el Consejo Fundacional dentro de una Fundación de Interés Privado es el responsable de llevar cabo los objetivos de esta y de administrar sus bienes, todo de acuerdo con lo estipulado en el Acta Fundacional o su Reglamento. El Consejo Fundacional es un órgano que debe ser designado en el momento de la constitución de la Fundación y debe estar formado por al menos tres (3) miembros en caso de que las mismas sean personas o un solo (1) miembro si es una persona jurídica. Con respecto a las responsabilidades del Consejo Fundacional, las mismas deberán ser establecidas en el Acta Fundacional o en el Reglamento.

Si quiere que le ayudemos no dude en contactarnos a info@legalsolutionspanama.com

Publicaciones

LAS FUNDACIONES DE INTERÉS PRIVADO ¿QUÉ SON Y PARA QUÉ SIRVEN?

fundaciones de interés privado

Las fundaciones de interés privado son una figura jurídica muy conocida a nivel mundial y utilizada históricamente por familias adineradas para planificar y proteger su patrimonio. El Principado de Liechtenstein es famoso por sus Fundaciones de Interés Privado, al punto que hoy en día constituir una Fundación familiar en Liechtenstein sobrepasa fácilmente los 25.000 US$ y los 10.000 US$ su mantenimiento.

¿En qué consiste una Fundación de Interés Privado?

La Fundación de Interés Privado parte de un concepto sencillo como es la dotación o donación de un patrimonio para unos objetivos o fines concretos, en un documento denominado acta fundacional. Los responsables o encargados de que se consigan esos logros, objetivos o fines de la fundación son las personas denominadas miembros del «Consejo de Fundación» o Consejo Fundacional que actúan como una junta directiva, por tanto, sus nombres deberán constar en el acta fundacional.

¿Cuál es la diferencia entre una Fundación de Interés Privado y otros instrumentos jurídicos como Sociedades, Fideicomisos, etc.?

Debemos tomar en consideración las diferencias fundamentos entre la Fundación de Interés Privado y otros instrumentos jurídicos esto nos ayudará a entender los casos específicos donde resulte mejor constituir uno u otro, empezamos:

  • Fundaciones de Interés Privado y Sociedades.

Existe una diferencia de base muy importante una fundación no puede ser creada para dedicarse a fines de lucro, es decir le está prohibido dedicarse en forma habitual a estos fines, por lo cual la fundación nunca competirá sino será un complemento a las sociedades. Las sociedades si tienen como objetivo principal el ánimo de lucro. A diferencia de las Sociedades los órganos que componen una Fundación son diferentes, por ejemplo: la fundación no tiene socios, participantes o accionistas. Después de la constitución de la fundación, el fundador no adquiere derechos en conexión con los activos del fondo autónomo. Sin embargo, en la Fundación existe la figura de los Beneficiarios, es decir, las personas en cuyo provecho se organiza y se realizan los propósitos de la fundación, entre los cuales se puede incluir al fundador.

Con respecto a las acciones de una sociedad o sus dividendos estos sí pueden pasar a ser propiedad de una Fundación, quien a su vez podrá repartir el beneficio de las mismas a los beneficiarios de acuerdo a lo establecido en el acta fundacional.

  • Fundaciones de Interés Privado y Fideicomisos.

En un fideicomiso el fiduciante trasfiere ciertos bienes a una tercera persona denominada fiduciario para que este los administre en beneficio de un tercero. Por lo general, el fiduciario es casi siempre una institución bancaria o una compañía especializada en la materia.

De acuerdo con lo que hemos visto en el caso de la Fundación de Interés Privado no se da un traspaso de los bienes a una tercera persona, sino es la propia fundación, a través del Fundador, quien puede administrar su propia Fundación, sin necesidad que medie un tercero.

  • Fundaciones de Interés Privado y Fundaciones sin fines de lucro

La diferencia fundamental entre estos dos instrumentos radica en que las Fundaciones de interés privado no necesitan para su constitución el reconocimiento del Estado. No existe intervención del Estado, situación que si es obligatoria para el caso de las Fundaciones sin fines de lucro.

Si quieres saber que figura se adapta mejor a tu caso, no dudes en consultarnos: info@legalsolutionspanama.com